Del reino animal

 

 

Del reino animal

 

Aristóteles clasificó la Naturaleza en tres reinos: mineral, vegetal y animal.

 

No creo que te apetezca inmovilizar tus raices y vegetar. Tampoco me parece muy plausible que te quieras convertir en una roca inamovible y sin vida.

 

Acepta que eres animal. Por suerte tuya, de sangre roja y caliente. Toma conciencia de que eres el resultado exitoso de una herencia de una larga cadena de antepasados tuyos que gozaron de excelentes instintos que hicieron posible tu existencia y tu supervivencia hasta hoy. Es una noble herencia que deberías saber aprovechar y transmitir.

 

Alégrate que te ha tocado la suerte de ser uno de los primates más evolucionados y de que --¡encima!-- eres de sangre caliente.